Lecturalia

Suscribirse a canal de noticias Lecturalia
En Lecturalia encontrarás noticias literarias, reseñas y crítica de libros, novedades editoriales, artículos de divulgación y consejos de escritura

URL: http://www.lecturalia.com/blog

Actualizado: hace 57 mins 40 segs

9 edificios que se inspiraron en obras literarias

  • La literatura ha sido fuente de inspiración para otras disciplinas artísticas como la arquitectura.
  • Te descubrimos 9 edificios cuya construcción se ha inspirado en grandes obras o autores.

La literatura es fuente de inspiración para diferentes ramas del arte. Todos podemos recordar grandes películas basadas en libros o discos y canciones que también lo han hecho… los ejemplos son innumerables. La arquitectura, otra de las grandes artes, no podía ser menos y cuenta con muchos casos de construcciones cuyos arquitectos se inspiraron en obras y autores para darles forma. Aquí os mostramos 9 de estos edificios recopilados por Habitissimo en los que la literatura, ya sea por la propia forma del edificio o por su temática, ha sido clave en su construcción.

1. Wonderland House, el hotel de Alicia en el País de las Maravillas

La obra de Lewis Carroll cobra vida en el paseo marítimo de Brighton, en el turístico sur de Inglaterra. En Wonderland House cada rincón nos transporta inmediatamente a las lisérgicas aventuras de Alicia. Cuenta con seis habitaciones temáticas donde nos encontraremos con la representación de objetos y personajes presentes en el libro: relojes, la Reina de Corazones, el Conejo Blanco, Cheshire el gato, Feliz No cumpleaños, teteras…

Wonderland House 2. El viaje a Lichtenstein de Wilhelm Hauff pasa por Alemania

El siglo XIX alemán se define por el romanticismo. Son muchas las diferentes obras artísticas que apelan épicamente a los orígenes de la nación alemana y una de ellas es la novela que en 1826 publicó Wilhelm Hauff. Lichtenstein es una oda romántica en mayúsculas a la caballería alemana y como de patriotismo iba la cosa, en 1840 el duque Wilhelm de Urach encargó la construcción de un castillo inspirado en esta novela. La construcción corrió a cargo de Carl Alexander Heideloff y evoca las imágenes más fantásticas que podamos tener del medievo literario en el centro de Europa. Muy en la línea de Neuschwanstein pero mucho más modesto.

PoloGroups 3. Little Hall o comer con Roald Dahl

El autor inglés de libros como Charlie y la fábrica de chocolate, Boy o Matilda ha inspirado la construcción de Little Hall, que es como llaman al comedor escolar de un jardín de infancia en la localidad de Prestwood. Su construcción está basada en el pueblo bajo tierra que se describe en la novela Fantástico Sr. Fox y levantado por una firma de arquitectura de Londres. Reproduce la ambientación alegre y lúdica de la novela jugando con los materiales, las formas y los colores.

archilovers 4. Dormir en Crimen y Castigo

La novela de Dostoievski es la protagonista del hotel Radisson Sonya de San Petersburgo. En la ciudad imperial rusa encontramos este establecimiento hotelero construido con encanto bohemio y motivos literarios. Son 173 habitaciones en total las que encontraremos y todas ellas decoradas con mobiliario de estilo napoleónico y con referencias constantes a la novela.

paroleacolori 5. El castillo de Kafka de Ricardo Bofill

El autor checo ha inspirado al célebre arquitecto catalán Ricardo Bofill. En Sant Pere de Ribes, muy cerca de Barcelona, se levanta un enorme complejo arquitectónico concebido a partir de la novela El castillo del escritor checo. Se construyó en 1968 y representa el concepto de la arquitectura presente en este libro.

3.bp.blogspot 6. Las ciudades de Marco Polo

Italo Calvino escribió Las Ciudades invisibles en el que Marco Polo y Kublai Khan charlan sobre los viajes de uno y las ciudades que el otro conoce a través de relatos. El hotel 971Menorca cuenta con seis habitaciones inspiradas en otras tantas ciudades que aparecen en el libro. En concreto Berenice, Octavia, Leonia, Zobeida, Beerseba y Tecla. Lo encontramos, como nos avanza su propio nombre, en Menorca y está construido por el arquitecto Fernando Pons Vidal con interiores a cargo de Chiara Fabiani.

971Menorca Hotel 7. Vivir en el esqueleto de una ballena es posible en Massachusetts

En Moby Dick su autor, Hermann Melville, describe la casa de una tribu india que está construida con el esqueleto de una ballena. Con esta idea en la cabeza el arquitecto Steven Holl construyó en la isla de Martha’s Vineyard, perteneciente al estado de Massachusetts, una casa inspirada en esta idea. La encontramos junto al océano y su madera de color claro y la forma de su estructura pretenden representar la idea de Melville.

Pinterest 8. El Museo de la Inocencia de Orhan Pamuk

El escritor turco y Premio Nobel de Literatura de 2006 es el autor de El museo de la inocencia y esta casa en Estambul, cerca de la plaza Taksim, representa muchas de las imágenes descritas en la novela. La historia de amor entre Kemal y su prima Füsum está representada en este edificio donde hasta en el último de sus objetos a fin de que el visitante pueda identificar en sí mismo los estados de ánimo del protagonista.

consolata-anacondaanoressica 9. Hospédate en la vida de un escritor

Más o menos esto es lo que podríamos hacer si nos alojáramos en Sylvia Beach Hotel. Se encuentra en la turística localidad de Newport, en el estadounidense estado de Oregon. Se trata de un hotel temático dedicado a best sellers y clásicos de la literatura. Todas sus habitaciones son temáticas y da la oportunidad de dormir como Tolkien, J.K. Rowling, Mark Twain o Julio Verne.

Sylvia Beach Hotel

Libros míticos de la historia. Las mil y una noches

  • Pocos libros han despertado la imaginación como esta recopilación de relatos.
  • Su composición fue haciéndose más grande a lo largo de los siglos.

No existen muchos libros tan famosos y mágicos como Las mil y una noches. Esta colección de relatos orientales se configuró a partir de la recopilación de numerosas leyendas y cuentos que corrían por los territorios de la antigua Persia, con historias que bebían de tradiciones árabes, judías, turcas e indias. Su origen, tal y como lo conocemos hoy en día, sería el Hazâr afsâna, un libro persa escrito por Abu Abd-Allah Muhammad el-Gahshigar a mediados del siglo IX.

De ahí, este libro, cuyo título traducido sería Mil leyendas, fue agrandando tanto su leyenda como su contenido. Tuvo una serie de versiones hasta llegar a Mil noches y una noche, que, en el siglo XIV, incorporó un hilo conductor para dar sentido a tantas historias: Scheherezade.

La idea de una narradora que tuviera que contar un cuento cada noche es un relato más en sí mismo, pero que da un nuevo interés a las historias. ¿Será capaz de contar un cuento a la noche siguiente o sufrirá la ira de su amo? Se puede decir que este libro era ya de una gran influencia en todo Oriente cuando fue descubierto por los viajeros y traductores occidentales.

De hecho, Las mil y una noches es la culpable de una visión un tanto fantástica e idealizada de Oriente, debido a sus historias cargadas de lujo, aventuras, erotismo y seres míticos. Los europeos del siglo XIX se enamoraron inmediatamente de estos cuentos y los incorporaron a su canon de inmediato.

Hay que decir que la primera traducción al francés fue en el siglo XVIII, pero parece que el traductor introdujo unos cuantos relatos populares que pensó que encajarían a la perfección en el libro. Al final, resultaron casi los más famosos: Alí Babá y los 40 ladrones y Las aventuras de Simbad.

Esta edición, sin embargo, suprimió todo el erotismo y sensualidad de los cuentos originales, que no se conoció en Europa hasta la traducción de Francis Burton, que no sufrió ningún tipo de expurgo y que se convirtió en un éxito de ventas sin precedentes.

En cuanto al castellano, hay que destacar el trabajo pionero de Vicente Blasco Ibáñez al traducir, eso sí, del francés, Las mil y una noches en una edición sin censura y mucho más legible que las antiguas traducciones. Hoy en día es recomendable acudir a las traducciones de Rafael Cansinos, aunque quizá sea más fácil de encontrar publicada por Atalanta en 2014.

Los códigos secretos de Edgar Allan Poe que crearon la criptografía

  • Su cuento El escarabajo de oro todavía esconde secretos.
  • Poe era un auténtico fanático de los mensajes ocultos.

En 1839, Edgar Allan Poe hizo un llamamiento al público. Quería que le mandaran mensajes cifrados desde todas partes de los Estados Unidos, afirmando que era capaz de descifrarlos todos sin problemas. En una época en la que este tipo de problemas parecía irresoluble sin la clave necesaria, Poe fue un pionero a la hora de romper códigos cifrados de sustitución, en los que unas letras se sustituían por otras de manera aparentemente aleatoria.

Los lectores de Poe respondieron enseguida, mandando cientos de mensajes que el autor de Baltimore descifró uno tras otro, todos excepto uno que resultó ser una jerigonza que no albergaba código alguno. Esta pasión por los cifrados y las claves secretas acabó por convertirse en el centro de uno de los cuentos más importantes de Poe en su época: El escarabajo de oro.

En esta historia de aventuras, algo alejada de los ambientes góticos y macabros del resto de su obra, Poe nos lleva a una isla exótica donde un explorador descubre una nueva especie de escarabajo. Al mismo tiempo, su sirviente encuentra un trozo de papel con un mensaje escrito en código que indicaba la localización del tesoro perdido del Capitán Kidd.

El escarabajo de oro fue la primera obra de ficción en mostrar este tipo de mensajes. De hecho, la palabra criptografía fue inventada por el propio Poe y fue usada por primera vez en el relato. Sin duda, fue un relato que influyó de manera notable a varias generaciones posteriores de analistas y matemáticos, así como otros autores obsesionados con los códigos secretos.

Hoy en día El escarabajo de oro ha quedado relegado dentro de la obra de Poe tras otros títulos más en su línea habitual, como El cuervo, Los crímenes de la calle Morgue o El corazón delator, pero, en su día, supuso su mayor éxito. Con este relato ganó un premio de 100 dólares y su obra pudo entrar en el circuito de lecturas que, en aquella época, suponía una importante fuente de ingresos.

Pero hay más. Además de ese código secreto que llevaba al tesoro de Kidd, siempre se ha especulado sobre la peculiar manera de hablar de Jupiter, el criado negro que aparece en la historia. Se creía que su dialecto era una manera de ridiculizar o acotar su acento y problemas para hablar inglés, pero muchos creen ahora que hay un código secreto dentro de sus palabras más extrañas. Un acertijo dentro de otro acertijo que todavía permanece a la espera de ser descifrado.

Vía: Book Riot

Los 10 libros más vendidos en Amazon en toda su historia

  • El gigante de Internet nunca había dado estos datos.
  • Su lector, Kindle, cumple 10 años.

Amazon no es una empresa muy amiga de divulgar las ventas acumuladas de sus productos. Suele buscar más el destacar lo que está de moda en el momento, dejando a un lado aquello que, por circunstancias del mercado, ocuparía una posición dominante durante mucho tiempo. Por eso las listas de ventas de Amazon son tan cambiantes y con sitio para títulos nuevos: buscan dinamizar la oferta para encontrar nuevos lectores. Pero aprovechando el décimo aniversario del lanzamiento del Kindle han decidido mostrar una lista interesante: los 10 libros más vendidos en la tienda de ebooks desde su lanzamiento.

Tampoco es que nos vayamos a encontrar alguna sorpresa. El primer puesto es para 50 sombras de Grey, el libro más vendido en el mundo durante ese periodo, al que sigue la trilogía de Los juegos del hambre. A partir de ahí siguen las secuelas de E. L. James y sus Sombras, hasta que aparece Gone Girl, de Gillian Flynn.

El octavo puesto es para La chica del tren, de Paula Hawkins, que se confirma como uno de los grandes superventas de los últimos años. Le sigue Criadas y señoras, de Katrhyn Stockett, libro que no ha triunfado tanto fuera del mercado americano. El primer hombre de la lista aparece en el número 10, y no es otro que John Green con Bajo la misma estrella.

Es posible que, en general, la literatura siga teniendo un sesgo que favorezca a la publicación de hombres, pero lo que parece claro es que, en lo que a Kindle se refiere, las verdaderas triunfadoras de los últimos 10 años son mujeres, y además con novelas protagonizadas también por personajes femeninos. Está claro que aquí también entraría la cuestión de quién usa más los libros electrónicos y la tienda de Amazon.

También es relevante que todos los libros en este top-10 han recibido una adaptación al cine, o bien están a punto de hacerlo. El impulso que da una película se nota muchísimo en el campo de las ventas. Otro detalle: hay dos trilogías copando los primeros puestos, lo que demuestra que a los lectores les gusta seguir leyendo historias sobre personajes con los que han conectado.

¿Qué os parece? ¿Alguna sorpresa? Lo cierto es que no se va mucho de las listas mundiales sobre el mismo tema. Os esperamos, como siempre, en los comentarios.

Vía: Mashable

Sergio Ramírez ganador del Premio Cervantes 2017

  • El nicaragüense ha sido galardonado con el gran premio de las letras castellanas.
  • Su obra abarca desde la novela hasta el periodismo o el ensayo.

Sergio Ramírez es el primer nicaragüense en recibir el Premio Cervantes, el mayor honor que se entrega a autores en lengua castellana. Ramírez, de 75 años, ha mantenido una trayectoria de gran calado, profundizando con éxito en casi todas las ramas de la literatura. En su haber encontramos novelas, ensayos, memorias… siempre desde una perspectiva personal en la que la política ha jugado un papel muy importante. Traducido a más de 20 idiomas, es uno de autores más internacionales de su país.

Su papel político, como ya hemos dicho, no es menor. Formó parte de la Revolución Sandinista y estuvo en el gobierno de Daniel Ortega, aunque hoy en día sus posiciones son de todo menos favorables al actual sistema de Nicaragua, lo que le ha acarreado no pocos problemas. De hecho, sus memorias son un viaje imprescindible para comprender el nacimiento de las revoluciones en América Latina y cómo muchas de ellas han acabado en una deriva alejada de sus primeros ideales.

El jurado del Cervantes ha destacado que en su obra: “refleja la viveza de la vida cotidiana, convirtiendo la realidad en una obra de arte”. Sin duda un cumplido nada exagerado viendo la calidad de obras como Baile de máscaras, Sombras nada más, El cielo llora por mí, El reino animal o Margarita está linda la mar, novela con la que consiguió hacerse con el prestigioso Premio Alfaguara en 1998.

El Cervantes vuelve a cruzar el charco con sus 125.000 euros de dotación para prestar atención, una vez más, a la fortaleza de una lengua que crece en riqueza a cada día que pasa gracias, en parte, a la excelente salud de autores como Ramírez. Esperemos que su obra, gracias al Cervantes, pase a un primer plano para uso y disfrute de miles de lectores.

Fotografía de Eduardo Montes-Bradley con licencia CC BY-SA 4.0

¿Se está dejando a un lado la novela negra por libros más amables?

  • El autor escocés afirma que la crisis ha provocado un gran cambio.
  • Menos oscuridad y más esperanza, parece ser la tendencia.

Ian Rankin es uno de los autores más vendidos del mundo gracias a su serie de libros protagonizados por el inspector John Rebus, con más de 30 años de carrera dentro del mundo editorial. Pero a lo largo de todo este tiempo, Rankin no había visto un cambio tan notable como el que parece que se está dando en los últimos años de la crisis, ya que muchos lectores parecen haber decidido dejar a un lado las historias más oscuras y complicadas para dedicarse casi en exclusiva a narraciones alegres.

Rankin, que ha vendido más de 20 millones de ejemplares de sus novelas, comenta que el auge de las políticas de Donald Trump y los constantes atentados y tiroteos ha hecho que los lectores pidan libros más ‘amables y gentiles’.
Según él, toda esta tensión global está cambiando los hábitos de los lectores, ya que el mundo parece tan loco e irracional que muchos novelistas están teniendo serias dificultades a la hora de darle forma dentro de una narrativa coherente.

La ficción debe ser creíble. Ahora mismo, el mundo real me parece justo lo opuesto a esto. Creo que esto puede suceder -un alejamiento de los asesinos en serie, distopías y ficción criminal- mientras que se busca una ficción con un mensaje más reconfortante. No sé, quizá mis novelas se vuelvan más caóticas y locas en lugar de buscar esta idea.

Cuando Rankin dice esto, hay que tener en cuenta que es un privilegiado dentro del mundo de la narrativa negra: está traducido a más de 20 idiomas y se han adaptado sus novelas a la televisión en dos ocasiones. Se calcula que gana más de 250.000 libras al año.

Sin embargo, otras voces dentro de la industria no están de acuerdo con él. Según Joseph Knobbs, de la cadena de librerías Waterstone, afirma que en la actualidad se tiende justo a lo contrario. Libros como 1984 o Fahrenheit 451 han resurgido con fuerza. Al parecer, las novelas de crímenes siguen atrayendo la atención del público, llegando a mover millones de euros todos los años, siendo uno de los géneros más apreciados del momento.

¿Estáis de acuerdo con Rankin? ¿Son estos tiempos de crisis complicados para la novela criminal o tal vez es al contrario? Os esperamos, como siempre, en los comentarios.

Vía: The Sunday Post

Amazon adaptará El señor de los anillos a la televisión

  • El gigante de Internet se ha hecho con los derechos.
  • Es posible que veamos varios spin-offs a partir de la serie.

Tras unos meses de lucha encarnizada entre HBO, Netflix y Amazon, los derechos televisivos de El señor de los anillos, la obra magna de J.R.R. Tolkien, han ido a parar a la empresa de Jeff Bezos y su servicio de streaming de vídeo, Amazon Prime Video. Esta compra responde a la necesidad de encontrar un gancho lo suficientemente potente como para arrastrar a miles de suscriptores nuevos hacia su plataforma, algo que lleva tiempo intentando conseguir, lejos de resultados como los obtenidos por HBO gracias a Juego de Tronos o Netflix con House of Cards y las producciones Marvel.

El señor de los anillos tiene un gran potencial que abarca a varias generaciones de aficionados a la obra de Tolkien, un fenómeno cultural que fue reforzado por el éxito de la adaptación al cine que recibió de la mano de Peter Jackson en 2001.

El acuerdo al que han llegado con el trust que maneja los derechos de la obra de Tolkien no ha sido fácil, pero han conseguido el paquete completo. No sólo van a poder adaptar como serie de televisión El señor de los anillos, sino que van a poder explorar su universo al completo, con la idea de desarrollar algunos de los mitos menos conocidos que aparecen en su obra.

En cuanto al precio, no hay una cifra concreta, pero ha tenido que ser bastante alto, teniendo en cuenta que hace unas semanas HBO se retiró de la puja por los derechos al considerar que se estaban alcanzando unos números que no podían ser rentables. Es posible que la necesidad de Amazon de aumentar el número general de sus suscriptores haya sido fundamental para llegar al acuerdo.

El proyecto, pues, pasa ahora a una nueva fase en la que se tendrá que definir el formato de la serie, así como quién se hará cargo de ella como showrunner, una decisión que marcará, para bien o para mal, el futuro de esta adaptación que, con toda seguridad, va a sufrir un escrutinio fuera de lo normal.

Vía: The Guardian

Grandes bibliotecas de la historia. La Biblioteca de Asurbanipal

  • Fue creada en la ciudad asiria de Nínive.
  • Estaba formada por tablillas de arcilla en escritura cuneiforme.

La voluntad por abarcar el máximo conocimiento posible no es una tarea exclusiva del mundo moderno, ni siquiera comenzó en tiempos clásicos. Mucho antes de la aparición de imperios como el griego o el romano, incluso antes de los rollos de papiro, las antiguas civilizaciones ya se habían dado cuenta de la importancia de preservar y difundir su cultura y conocimientos. Ese fue el motivo del nacimiento de la Biblioteca de Asurbanipal, fundada, nada más y nada menos, que en el 722 antes de Cristo.

El verdadero creador de la biblioteca fue el mítico rey Sargón II, aunque fue su sucesor, Asurbanipal, el responsable de su posterior ampliación y relevancia. Los asirios usaban la escritura cuneiforme, y consideraban que el mejor soporte para conservar la información era la tablilla de arcilla.

La Biblioteca de Asurbanipal gozó de gran fama y renombre dentro de los grandes imperios de la antigüedad, y se calcula que pudo llegar a albergar más de 22.000 tablillas en las cuales se trataban los más diversos temas, desde tratados de lingüística a textos sobre matemáticas y astronomía; la religión también era importante, así como la ciencia y un apartado dedicado a la magia.

La historia y la literatura eran dos temas que se solapaban en este periodo mítico, como bien demuestra una de las piezas más famosas de esta biblioteca, el Poema de Gilgamesh, que está considerada como una de las obras más antiguas de la literatura universal y que fue encontrada en los restos del edificio.

La biblioteca se encontraba dentro del palacio de Senaquerib, que fue arrasado por los babilonios en el 612 antes de Cristo, arrasando con gran parte de su contenido. En el siglo XIX, y gracias al trabajo de los arqueólogos, se encontró este asombroso lugar. Al ser un equipo inglés, las tablillas fueron trasladadas al Museo Británico, donde, gracias a una tableta en persa, elamita y babilonio, se pudieron comenzar a traducir, develando los secretos de una cultura que, hasta aquel momento, permanecía en la oscuridad.

5 consejos para escribir de Harlan Coben

  • El premiado autor estadounidense comparte sus secretos.
  • Ha ganado premios como el RBA de Novela Negra.

Harlan Coben es uno de los mejores autores de novela negra de la actualidad, siendo conocido sobre todo por su serie de novelas protagonizadas por Myron Bolitar, un inusual representante de deportistas que se ve metido en numerosos problemas por culpa de sus clientes. A lo largo de su carrera ha recibido premios tan importantes como el Anthony, el Edgar o el RBA de Novela Negra. Hoy os dejamos algunos de sus mejores consejos para escribir mejor.

Siempre puedes arreglar páginas malas. No puedes arreglar páginas inexistentes. Así que lo mejor que puedes hacer es escribir. Sólo eso. Trata de apagar esa voz apocalíptica de tu interior que trata de paralizarte.

Nunca te apuntes a una tendencia. Sobre todo porque, para cuando hayas terminado de escribir tu novela, esa tendencia ya habrá pasado de moda. Pero, además, porque lo mejor que puedes hacer es amar lo que estás escribiendo y creer realmente en ello.

Escribe como si tuvieras un cuchillo contra la garganta. El cuchillo está justo ahí, y como nos aburras, estás muerto. Escribe con ese tipo de energía. Haz que cada palabra cuente. El gran Elmore Leonard dijo: “Trata de dejar fuera esa parte que los lectores tienden a saltarse”.

La distancia no es nada. Lo difícil es dar el primer paso. No sé quién dijo esto por primera vez, pero la primera palabra que escribes cada día es la más difícil, la segunda palabra es la segunda más dura, y así. Una vez empiezas, todo se hace más fácil.

Hay días en los que no vas a poder escribir. Llénalos con autodesprecio. ¿Qué? ¿Acaso pensabas que te iba a decir que no está bien sentirse de esa manera? Pues no. En los días que no estoy escribiendo, estoy lleno de culpabilidad y odio a mí mismo. Si no te pasa lo mismo, quizá sea mejor que pruebes otra profesión.

Vía: Publishers Weekly

eBiblio. ¿Sabes que puedes sacar ebooks de una biblioteca pública desde casa?

  • El proyecto de eBiblio lleva creciendo desde hace varios años.
  • Tan sólo necesitas un carné de biblioteca y un dispositivo compatible.

De las principales razones esgrimidas por aquellos que descargan copias gratuitas de libros comerciales, llamemos a esto piratería o no, suele ser que encuentran difícil el acceso a bibliotecas o que a ellos lo que les gusta es leer en digital. Es cierto que el presupuesto dedicado a las bibliotecas en España es cada vez menor y que su número no es que crezca, sino que cada vez es más difícil mantener el servicio en condiciones. Pero para aquellos que buscan libros digitales sin salir de casa existe una alternativa: el proyecto eBiblio.

No es un proyecto nuevo, lleva varios años en marcha, pero cada vez que se habla de piratería y libros electrónicos se pasa de puntillas sobre su existencia, y no debería ser así. En eBiblio hay un fondo de ebooks muy importante, que incluye desde clásicos a novedades, pasando por material de consulta, y que pueden ser leídos de maneras muy diferentes.

El único requisito es tener un carné de biblioteca pública y una dirección de correo electrónico. Con estos dos elementos podremos acceder a este servicio que nos permitirá descargar libros para leerlos tanto en ereaders compatibles con Adobe DRM, teléfonos inteligentes, tabletas o incluso a través del navegador de Internet de nuestro ordenador.

Quizá la única dificultad consiste en la descarga e instalación del gestor de libros de Adobe, que es el que controla el DRM, es decir, las limitaciones que la biblioteca y los editores imponen a los libros. Es decir, el tiempo que podemos disfrutar del libro y la imposibilidad de prestarlo a otros, por poner dos ejemplos.

Lo cierto es que salvado este pequeño escollo informático tendremos acceso a una biblioteca real y con un fondo de gran tamaño, en constante mejora y actualización, que está dentro del sistema y que proporciona, aunque sea poco, algo de dinero a los creadores de los libros. Sí, como siempre, el proceso es algo más farragoso que si acudimos a una página de descargas ilegales, pero tampoco es algo insuperable y sólo se complica la primera vez que instalamos las aplicaciones.

En resumen, el proyecto eBiblio debería ser uno de los más utilizados en un país en crisis donde la necesidad de consumo de cultura -y consulta, no olvidemos los libros que no son ficción-, es cada vez más alto. Es legal, es público y es gratuito. Sólo le falta ser más sencillo, pero eso llegará si el número de usuarios aumenta.

Más información: eBiblio

Poemas de Bukowski fueron dulcificados por sus editores

  • Las ediciones póstumas de su obra eran demasiado amables.
  • Un académico ha rebuscado en busca de los originales.

Tras la muerte de Charles Bukowski, como no podía ser de otra forma, no tardaron en aparecer ediciones de obras inéditas que permanecían en su archivo. Entre todas ellas han destacado las colecciones de poesía que han logrado un gran éxito, siendo publicadas, en ocasiones, de manera temática con otros textos, hablando de gatos, por ejemplo. Sin embargo, el académico Abel Debritto, un gran seguidor de Bukowski, comenzó a leer estos poemas, se llevó una gran sorpresa. ¿Dónde estaba el autor pendenciero y malhablado que todo el mundo conocía?

Sí, las ediciones de poemas de Bukowksi parecían sacadas de un libro de poemas isabelino en comparación con sus anteriores textos. El autor obsceno, profano, maldito, insultante, iconoclasta, misógino (incluso machista), no aparecía por ninguna parte. En su lugar parecía haber tomado su cuerpo un tipo aficionados a los arcoíris y unicornios. ¿Cómo era esto posible?

Debritto decidió acudir a los papeles originales de Bukowski para comparar los poemas originales con los que habían sido publicados. ¿El resultado? Al parecer, los editores no habían visto potencial en el lenguaje típico de Bukowski y lo habían cambiado haciéndolo más amable. Tal cual. El ejemplo está en el poema Tigre de piedra, mar congelado que fue cambiado por completo para transformarse en Como un delfín.

No, Bukowski no era el tipo de persona que se compararía con un delfín. Pero es que de ese poema original sólo quedaron tres líneas. Todo lo demás fue retocado por un editor con buenas intenciones -para su bolsillo, entendemos-. Quizá con el objetivo de convertir a Bukowksi en una especie de gurú canalla del buenrollismo. Quién sabe.

Otros estudiosos y escritores ya habían denunciado este tratamiento sobre la obra de Bukowski, mediante el cual se habían blanqueado temas como el alcohol, las drogas, el sexo y la locura, constantes claras en la obra del escritor y poeta. Debritto ha sacado una nueva edición de sus poesías completas, en la cual ha respetado al máximo el texto original: Storm for the Living and the Dead: Uncollected an Unpublished Poems.

Vía PBS

Deja que te cuente, llega el Día de las Librerías 2017

  • Encuentra y disfruta de las librerías más acogedoras.
  • Nadie como un librero para aconsejar tu próxima lectura.

El 10 de noviembre se celebra el Día de las Librerías, un evento dedicado a reivindicar las librerías como espacios de creatividad, conexión y cultura, necesarios para que el mundo del libro crezca y avance cada vez más dentro de nuestra sociedad. No es tarea fácil en un presente tecnológico donde cada vez es más difícil sacar a la gente de casa para compartir algo tan sencillo y placentero como una buena lectura.

Con este espíritu en mente, son muchas las librerías de toda España que abren sus puertas con la intención de compartir un día mágico. En la web del Día de las Librerías hay un buscador donde podréis consultar todas las actividades que se realizan, incluyendo presentaciones, cuentacuentos y mesas redondas. Además, se aplicará un descuento especial del 5% y se ampliará el horario hasta las 10 de la noche.

Bajo el lema de Deja que te cuente, se ha presentado este vídeo:

Pero hay más. Si quieres participar en redes sociales, el Observatorio de la Lectura y el Libro lanza un hashtag, #Estaeslamía, para que los usuarios suban fotos de sus librerías favoritas, que sienten como propias. Las fotos se pueden enviar del 6 al 12 de noviembre, indicando el nombre de la librería y la localidad donde se encuentra. Entre todas las imágenes recibidas se seleccionarán 10 finalistas de entre los que saldrán 2 ganadores. ¿El premio? Un buen lote de libros para cada uno.

Además, las librerías mencionadas en los mensajes que hayan sido elegidos como ganadores obtendrán un lote de promoción otorgado por el Plan de Fomento de la Lectura del Ministerio de Cultura, aunque habrá que esperar hasta el 20 de noviembre para conocer a los agraciados.

¿Qué os parece? ¿Os pasaréis por vuestra librería favorita el día 10? ¿Os animáis con el concurso? Os esperamos en las redes sociales y, cómo no, en los comentarios.

Más información: Día de las Librerías

Una autora filtró su libro para demostrar que la piratería afecta a las ventas

  • Maggie Stiefvater ideó un sistema para comprobar la importancia de copias ilegales.
  • Había sufrido una bajada de ventas inexplicable con su anterior libro.

¿Afecta la piratería de libros a sus ventas por los cauces ordinarios? Existe una gran polémica en torno a este tema. Si bien algunos estudios dicen que no es importante y que algunos autores, como Paulo Coelho, afirman que les viene bien la compartición de sus obras, también es cierto que otros escritores sufren más el efecto de que haya copias gratuitas de sus obras circulando por la red. Ese parece ser el caso de la autora de literatura juvenil Maggie Stiefvater, conocida por su serie de novelas de The Raven Cycle.

Stiefvater se había llevado una sorpresa desagradable tras el lanzamiento de su tercer libro, el cual tuvo un gran bajón de ventas. Esto no es raro en una tercera entrega, pero sí que se dio cuenta de que la diferencia más grande se daba en el apartado de libros electrónicos. Su editor no tenía claro si este resultado se podía achacar a la piratería, así que la propia escritora decidió hacer un experimento para saber si las copias gratis de sus libros le suponían una pérdida de ventas.

Con la ayuda de su hermano preparó una copia de su nuevo libro, The Raven King, que consistía en una repetición de los primeros cuatro capítulos de la novela. Luego, comenzó a subirla a todos los sitios dedicados a la descarga de libros electrónicos que encontró, consiguiendo copar casi todos los resultados de búsqueda. De hecho, durante las primeras semanas del lanzamiento casi era imposible encontrar una copia gratuita y completa de su libro.

¿El resultado? Las ventas de libros electrónicos y en papel alcanzaron el nivel de los primeros libros y a medida que Stiefvater hacía su gira de presentación, los libros se agotaron en las librerías. Poco tiempo después comenzaron a circular versiones gratuitas de la novela, como siempre, y el nivel de ventas sufrió el mismo tipo de bajón que su anterior entrega.

¿Quiere decir esto que la piratería siempre afecta a las ventas? En el caso de Stiefvater, sí, aunque es posible que a otros autores no tenga mayor importancia. Cada autor tiene un público, y, en el caso de los autores de juvenil, sus lectores dominan a la perfección Internet y no tienen demasiado presupuesto, una combinación que favorece las descargas. Ahora bien, esto puede ser completamente diferente para otro autor, ya que, al parecer, depende de numerosas variables.

¿Y vosotros? ¿Cómo han cambiado vuestros hábitos de compra la llegada del libro electrónico? Os esperamos, como siempre, en los comentarios.

Vía: Torrent Freak

¿Tiene futuro el libro digital? En China sí

  • Zhang-Wei acaba de ganar más de 15 millones de euros con su novela.
  • Lleva más de 60 millones de clics en la web Qidian.

Normalmente, cuando pensamos en el desarrollo tecnológico avanzado las nuevas tendencias en el mundo de la cultura y el ocio solemos pensar enseguida en Estados Unidos o en Japón. Sin embargo, solemos dejar de lado a un gigante como China, capaz de mantener zonas agrícolas sumergidas en la tradición milenaria y, al mismo tiempo, aceptar el desarrollo tecnológico a nivel social como ningún otro país. En el caso de los libros electrónicos y la lectura online, así parece ser.

Si en cualquier otro rincón del mundo hablamos de autores que van subiendo sus capítulos poco a poco en una red social dedicada a la escritura digital, lo más seguro es que estemos hablando de autores amateurs, que se dedican a la literatura por afición y poco más. Pero en China, la escritura digital es todo un fenómeno que mueve miles de millones de yuanes al año y que tiene su reflejo en el resto de la industria editorial.

El ejemplo lo tenemos en Zhang-Wei, un joven autor que ha logrado pasar de los 100 millones de yuanes ganados el último año gracias a su novela Douloudau. Esto, al cambio, viene a ser unos 15 millones de euros. Una cantidad descomunal que sólo está al alcance de grandes de la literatura mundial.

Zhang-Wei lleva varios años con la escritura de Douloudau, una obra monumental con centenares de miles de palabras y que este año pasado acumuló más de 60 millones de clics sólo en el sitio web de Qidian. Este es un portal web donde los autores reciben donaciones de sus clientes, se lee online y se venden libros a una velocidad de vértigo.

De hecho, el éxito de Douloudau es tal que ya se está hablando de una adaptación en forma de cuatro películas en Estados Unidos. Esta historia de fantasía se erige así como una de las más leídas de China, un lugar donde hasta hace poco la literatura fantástica carecía del más mínimo respaldo por parte de las autoridades. 13 de las 15 novelas de más éxito online pertenecen al mismo género.

Mientras en el resto del mundo se discute sobre el modelo de papel o digital, en China se ha aceptado la lectura digital sin ningún problema y se está leyendo como nunca, aprovechando todas las ventajas que ofrece este formato y logrando, además, lograr una correcta monetización para sus autores.

Vía: China Daily

La herramienta que te lleva a lo más caliente de los audiolibros románticos

  • Audible te manda directo al “meollo” de la cuestión.
  • ¿Se aplicará esto al resto de libros?

Mucha gente del sector editorial está profetizando que los audiolibros se van a convertir en la novedad de la década, alcanzando hasta un 30% del mercado. Es probable que sean los mismos que llevan años hablando de la extinción del libro en papel en favor del ebook, pero lo que sí que está claro es que en países como Estados Unidos su implantación es muy alta y tienen un gran público. Audible es un servicio de Amazon para escuchar audiolibros y que presenta algunas características muy peculiares, sobre todo en su apartado romántico.

Sí, los audiolibros románticos son una pieza clave del negocio. Las voces aterciopeladas de los narradores encuentran en estas historias cargadas de pasión un lugar donde lucirse de lo lindo, sobre todo cuando la acción pasa a palabras mayores. Ya me entendéis. Si bien el cortés flirteo tiene su interés, cuando llegan los asuntos más pasionales, el audiolibro parece ganar en interés.

Así que, viendo la tendencia de sus usuarios a saltarse el galanteo para caer en el fornicio, Audible ha sacado una opción de pago -ojo, de pago-, para acceder directamente a las partes más o menos calientes de las novelas románticas, con una escala de escenas que va de “dulce” a “OH-OH-OH DIOS MÍO”. Un algoritmo que busca palabras clave es el encargado de seleccionar qué partes tienen más chicha que otras, vamos, las partes buenas. Años de desarrollo en el campo de la inteligencia artificial han dado sus frutos.

Este servicio que se puede contratar en Audible, sin embargo, parece un primer paso para poder aplicar esta idea no sólo al resto de audiolibros, donde podremos saltarnos los valles narrativos para ir directos a la acción, el susto o lo que el algoritmo considere como bueno, sino que podría crear unos esquemas geniales para los libros impresos. Imaginad que un libro os está aburriendo un poco, pues nada, un vistacillo al esquema de “molonidad” de Amazon y sabremos cuánto nos queda de modorra hasta llegar a lo que estábamos esperando.

¿Qué os parece la idea? Seguro que algún autor de bestsellers se encontraba al final con que su libro de 1000 páginas se quedaba en 150. Os esperamos, como siempre, en los comentarios.

Vía: Engadget

Los monstruos de la literatura occidental

  • Forman parte de la base de nuestra cultura.
  • Han evolucionado con el tiempo.

Desde los primeros cuentos populares a las novelas fantásticas de hoy en día, es inevitable encontrarnos con monstruos y villanos que escapan a las normas y a la razón. El canon occidental está lleno de estos seres que pululan por sus obras con total impunidad, logrando crear tanta fascinación como repulsa. El académico de la Universidad de Montreal, Jean-Charles Ray ha propuesto una sencilla tipología para clasificar a estos engendros de nuestra imaginación.

El fantasma del pasado.

Los fantasmas son figuras ambiguas que rechazan la muerte, pero que siguen con nosotros. Siguen volviendo una y otra vez para asustarnos, muchas veces sin una identidad propia. Nos identificamos con los fantasmas porque representan deseos incumplidos y pasiones secretas, algo que todos llevamos, en menor mayor medida, dentro de nuestros corazones. Vampiros y fantasmas clásicos victorianos pertenecerían a esta categoría.

El bárbaro desconocido.

El bárbaro es un monstruo que nos llega desde el mundo griego clásico. Pensamos que Atenas es la cuna de la democracia, pero era una sociedad muy xenófoba, vista, claro, con ojos de hoy. A lo largo de su historia inventaron numerosos monstruos destinados a deshumanizar a sus enemigos, puesto que a su violencia innata sólo se podía luchar con más violencia. ¿El problema? Que al derrotarlo, el héroe también se convierte en bárbaro.

Un ejemplo de bárbaro extraño sería Drácula. Viene desde lejos, invade Londres, no es humano… aunque también tiene trazas de fantasma del pasado, ya que este vampiro es un ejemplo de cómo la modernidad tiende al mestizaje de tradiciones, creando híbridos diferentes.

El mal innombrable.

Desde la peligrosa Medusa, que convierte en piedra todo lo que mira, a los horrores más allá del universo conocido creados por Lovecraft, estos monstruos escapan a la razón del ser humano y en su lucha con ellos lo más probable es que se pierda la vida o la razón. Probablemente ambas. Uno de los grandes miedos que acarrean estos seres es el de la infección, sea física o mental. Una vez te enfrentas al horror incognoscible, nunca vuelves a ser el mismo.

La quimera.

Pero hay una serie de monstruos modernos que pueden saltar de una a otra categoría, ya que pueden adoptar diferentes personalidades según mejor les convenga. Estas quimeras pueden llegar a ser contradictorias en apariencia, y de ahí nace su narrativa. Un ejemplo clásico sería el hombre-lobo, arrastrado por su naturaleza dual, y otro, más moderno, sería Hannibal Lecter, al mismo tiempo un hombre cultivado y amable y un caníbal salvaje.

Los monstruos modernos.

Hoy en día los monstruos ya no son estrictamente literarios, sino que están modificados por la imagen proyectada, y reflejada, en el cine, la televisión y los videojuegos. Vemos a los viejos monstruos en los nuevos medios, que van evolucionando. Por ejemplo, cada vez hay más monstruos de estilo mal innombrable en los videojuegos, de los que es mejor escapar que enfrentarse a ellos. Otro de los monstruos que han evolucionado es el zombi, ya que de ser el típico ser de ultratumba ha pasado a convertirse en una alegoría de la masa, el desencanto y la sociedad actual, casi como un bárbaro, un elemento ajeno y deshumanizado que provoca ese mismo efecto en quienes luchan contra él.

Vía CBC

Prácticos consejos para inventar tu propio idioma ficticio

  • De Tolkien a George R.R. Martin hay muchos ejemplos.
  • No hace falta que hagas una gramática completa.

Si escribes o lees literatura fantástica te habrás encontrado en más de una ocasión con personajes que hablan un idioma inventado. Los hay que ha sido trabajados hasta el límite, como es el caso de los lenguajes que encontramos en la obra de Tolkien, y otros que no van tan lejos, como el dothraki inventado por George R.R. Martin. Además, claro, están los que tiran de invención total y juntan palabras sin sentido para dar la impresión de un galimatías incomprensible y que se nota, a la legua, que no tiene el menor sentido.

No es tan complicado crear un idioma, o, al menos, la apariencia de un idioma. Si no vas a poner largos diálogos bien estructurados, tampoco hace falta que te conviertas en un filólogo, pero con que uses ese idioma de vez en cuando, hay que dar un aire de verosimilitud. Hoy os damos unos ejemplos de cómo hacerlo.

Encuentra inspiración en el mundo real.

Si quieres crear algo creíble, lo mejor es que prestes atención a los idiomas que ya existen. De Tolkien a Martin, ambos trabajaron sobre bases existentes para conseguir crear algo nuevo. El sindarín se inspiró en el galés, por ejemplo, y el quenya en el finés. El extraño vocabulario de La naranja mecánica se creó a partir de palabras rusas.

Si estudias por encima idiomas que se alejan de lo habitual en tu zona, en tu ambientación, encontrarás contrastes muy interesantes. Los idiomas no indoeuropeos te van a dar mucha sonoridad y elementos novedosos. Tenlos en cuenta.

Modifica los sonidos.

El klingon de Star Trek está basado en lenguajes humanos reales, pero a los que se les ha cambiado la pronunciación. Imagina palabras francesas donde la letra “r” no se pronuncia igual, sino que sea como la “r” más dura del español. Haz un par de modificaciones más y tendrás un idioma casi nuevo. Además, ¿cómo crees que habla un orco? ¿Cómo es su boca? ¿Y un dragón? ¿Cómo sería hablar con una larga lengua bífida como esa?

Añade un idioma secundario.

Un idioma está compuesto de numerosos préstamos. Muchas palabras de uso común nos han llegado de otros idiomas, e incluso algunas todavía están en proceso de adaptación. Si mezclas tu idioma inventado con préstamos adaptados del idioma del resto de los personajes, tendrás un lenguaje más creíble. E incluso el uso esporádico de dos lenguajes diferentes da un encanto especial. En la serie de televisión Firefly hablaban inglés, pero maldecían en chino. Un detalle que engrandece la acción.

Haz un listado de vocabulario, lenguaje especial y frases comunes.

Lo importante en todo este proceso es crear un idioma que te ayude a escribir una fantasía más estable, creíble y redonda, no al revés. Así que lo importante es que los personajes tengan todas las facilidades para expresarse. Lo normal es que enseguida tengas las palabras más sencillas que van a usar, claro, como “Hola” o “Adiós”, pero tienen que tener más. Considera las frases comunes para saludar, maldecir, desear buena suerte, etc. Son puntuales, pero se quedan en la mente del lector. Lo mismo con las palabras especiales o técnicas que usen todos en el mismo idioma. Añade todo esto a un diccionario del procesador de textos o vas a acabar harto de ver tanta línea roja al pasar el corrector.

Encuentra autores que piensen como tú.

De nuevo, el trabajo con otros autores es fundamental. Sacar de la nada un idioma, aunque sea algo parcial, es un gran trabajo que tiene que sonar bien. Busca escritores que estén trabajando en algo parecido y comparte los problemas y las soluciones que hayas encontrado. Seguro que dos o tres cabezas funcionan mejor que sólo una.

Vía: Helping Writers Become Authors

5 escritores que casi murieron escribiendo sus novelas

  • A veces la literatura es agotadora, tanto física como mentalmente.
  • Una gran obsesión acaba produciendo un estrés considerable.

Cualquiera que se haya enfrentado alguna vez a la escritura de una novela sabe que, a medida que el proceso avanza, se hace más y más absorbente, hasta tal punto que, en ocasiones, la ficción acaba por solapar a la realidad, haciendo que sea difícil distinguir a una de la otra. Las horas se vuelven días, las pequeñas dificultades se vuelven escollos insuperables y no es nada fácil llegar al final de la novela completamente indemne. Pero hay autores que sufren todavía un poco más, llegando a poner en peligro sus vidas.

George Orwell era de los que sufrían de lo lindo a la hora de escribir un libro. Su humor se resentía, era propenso a la ira y a trabajar mucho más de lo recomendable. Orwell tenía una salud frágil y sus largas horas obsesionado con su trabajo no hacían más que empeorar su estado. Tuvo un grave episodio de salud escribiendo Homenaje a Cataluña y la escritura y revisión de 1984 le llevó a las puertas de la muerte. De hecho, los dos últimos meses de trabajo los hizo convaleciente en la cama. Orwell murió unos pocos meses después de su publicación.

Herman Melville era otro de los que se metían por completo en la escritura, con una intensidad fuera de lo común. Se sabe que su familia y amigos intentaban hacer que descansara, pero, al igual que Orwell, cuando entraba en racha era casi imposible hacer que parara de escribir. Esto acabó por afectar a su salud, provocándole ataques de ansiedad, espasmos oculares y fuertes dolores de espalda. El hecho de que sus obras no llegaran a lograr el reconocimiento que buscaba incrementó su depresión.

Giacomo Leopardi, uno de los grandes poetas italianos, sufría de escoliosis, lo que le provocó una pequeña joroba. Se consideraba un “sepulcro andante”, algo que achacó a leer y escribir demasiado durante su juventud. Siempre pensó que la escritura había arruinado su vida, su apariencia y su salud. Lo que sí que es cierto es que fue muy prolífico y de notable talento: pese a morir a los 40 años está considerado todo un clásico.

Honoré de Balzac escribía sin parar, pero para poder hacerlo necesitaba siempre de una buena taza de café. De hecho, le hacía falta más de una, ya que él mismo se consideraba un adicto a esta amarga sustancia, a la que dedicó también no pocas palabras de halago. Llegó a comer semillas de café con el estómago vacío para lograr un mayor efecto. Sí, Balzac usó este método hasta su muerte a los 51 años. ¿La causa? Envenenamiento por cafeína.

Con el paso de los años, otras drogas fueron sustituyendo a la cafeína para aquellos autores que iban en busca de un buen subidón que les permitiera escribir durante horas, pero sin provocarles visiones o pérdida de contacto con la realidad. Las anfetaminas se convirtieron a principios del siglo XX en la droga favorita de autores como Ayn Rand, la cual experimentó cambios de humor, paranoia y ansiedad mientras terminaba El manantial. Acabó con dos semanas de absoluto descanso por órdenes del médico tras sufrir una crisis nerviosa.

Vía: LitHub

Cuentos de terror recomendados para Halloween

  • Ideales para leer la Noche de Todos los Santos.
  • Stephen King, Poe, Quiroga… para todos los gustos.

Llega la Noche de Todos los Santos, la celebración de Samhain, la noche de Halloween, momento del año en que las fronteras entre la realidad y lo fantástico se hacen tenues, dejando paso a sueños y pesadillas. Lo que creíamos cierto se vuelve falso y lo falso, veraz; las historias de miedo se abren paso y maravillan tanto a pequeños como mayores. Por eso este año en Lecturalia, como viene siendo habitual, hemos decidido recomendar unos cuentos selectos para recitar a la luz de las velas, acompañados de un gato negro, una botella de brandy y el sonido de la lluvia contra las ventanas.

La balsa, de Stephen King, es uno de los relatos clásicos del autor estadounidense que se dio a conocer gracias a la adaptación que se hizo en una película clásica de terror de los 80: Creepshow 2. Esta historia, de unos jóvenes que se tienen que enfrentar a lo desconocido a orillas de un lago en mitad del bosque, es inquietante, claustrofóbica y corta. Lo ideal para empezar una noche de terror.

De Poe podríamos recomendar su obra al completo, pero hoy vamos a destacar La verdad sobre el caso del señor Valdemar. Este relato, en el que Poe introdujo casi por primera vez la mezcla de relato veraz, casi periodístico, para contar una historia de terror, es de los que van de menos a más y se lo juega todo en su final. Aprovechando que las historias sobre mesmerismo e hipnotizadores estaban de moda, Poe logró combinar la ciencia con la filosofía para un resultado de lo más inquietante.

De Horacio Quiroga también podríamos hablar largo y tendido, pero, como de los anteriores, tenemos que elegir sólo un relato. Para esta noche de miedo, nada mejor que leer El espectro, publicado en El hombre muerto, y en el que la influencia de Poe es más que evidente. El amor perdido, el romanticismo más enfermizo… claves para una historia fácil de recitar y que sigue manteniendo una gran fuerza.

Puede que muchos de vosotros no sepáis quién es Pilar Pedraza, pero si estáis buscando una buena antología de cuentos de terror, nada mejor que acudir a Arcano trece, una colección de cuentos crueles fascinantes. Hoy os recomendamos Mater tenebrarum, una historia gótica con los elementos clásicos del género y que sigue las aventuras de una niña, Ángela, en una historia que no es lo que parece. Más que recomendable.

Y por último, una historia de horror que va más allá de lo habitual. En las colinas, las ciudades, de Clive Barker. Ambientada en la antigua Yugoslavia, mezcla tradiciones antiguas con el mundo moderno, creando un ambiente malsano y críptico, recomendado sobre todo para aquellos que buscan algo completamente diferente a las historias clásicas. Lo podéis encontrar, junto a otros relatos escalofriantes, en sus Libros de sangre.

¿Y vosotros? ¿Cuál es vuestro relato de terror favorito? Os esperamos, como siempre, en los comentarios.

No te habría gustado que Edgar Allan Poe criticara tu novela

  • El autor de Baltimore practicó la crítica durante años.
  • Era de todo, menos constructivo y amable.

El estatus de Edgar Allan Poe como uno de los más grandes autores de la literatura estadounidense, está fuera de toda discusión. El maestro del horror escribió alguno de los más impactantes relatos del siglo XIX y se le atribuye la creación, tal y como lo conocemos hoy en día, de la novela de detectives. Su poesía tampoco se queda atrás y tanto El Cuervo como Annabel Lee son dos clásicos atemporales.

Pero además de este trabajo literario, Poe tuvo que trabajar escribiendo para muchas revistas y diarios prácticamente desconocidos, ya que sus cuentos y novelas apenas le daban para poder sobrevivir. Su complicada vida personal tampoco le ayudó a mantener una cierta estabilidad, por lo que necesitaba de todos los recursos de los que podía echar mano.

En esas revistas, Poe se dedicó en muchas ocasiones a la crítica literaria. De hecho tiene cientos de críticas que llenan páginas y páginas hoy olvidadas, excepto por los grandes estudiosos de su obra, en el archivo que recoge todo su trabajo. En ocasiones dejó buenas reseñas de autores a los que admiraba, como Charles Dickens o Nathaniel Hawthorne, pero la mayor parte de sus críticas eran temibles.

Sí, Poe criticaba como si siempre tuviera un mal día, lo cual quizá no se alejaba mucho de la verdad. Sus palabras parecían cargadas siempre con un punto de acidez y malas intenciones. Por ejemplo, sobre la novela de Theodore S. Fay Norman Leslie (1835) escribió: “indigna de un escolar”. Un año después, sobre la novela de Morris Mattson, Paul Ulric, comentó: “Cuando dijimos que Norman Leslie era la novela más tonta del mundo, estaba claro que nunca habíamos leído Paul Ulric”

Esto no le ganó muchos favores a Poe. En un mundo tan pequeño como el de la narrativa en Nueva Inglaterra, sus ásperas palabras le costaron un mundo. Theodore Fay acabó siendo editor del New York Mirror, diario al que más tarde Poe rogaría por un trabajo. Tres años antes, Poe llamó al editor del Boston Miscellany como un “insufrible y aburrido escritor”; seguramente esto le pesó en el alma cuando acabó por mandarle El corazón delator, cuento que fue rechazado sin miramientos.

Sobre la muerte de Poe, el crítico Rufus Griswold escribió en el New York Times que “tenía pocos o ningún amigo” y que “pocos llorarían” su desaparición. Quizá esto fue un acto de fría venganza por parte de Griswold, al que Poe había llamado “lameculos” y “condenado al olvido”.

El caso es que Poe no era el único gran autor en hacer críticas poco favorables, pero, al contrario que Mark Twain, por ejemplo, sus palabras carecían de cierto carisma. Sus críticas eran hirientes y sin el más mínimo atisbo de gracia o redención. De hecho, al final de sus días, el propio Poe habló de sus propias críticas en el ensayo, inacabado, “Un crítico criticado”. En él decía que sus palabras eran “extremadamente amargas, capciosas, buscando el error e innecesariamente severas”.

Vía: Humanities

Páginas